lunes, 17 de noviembre de 2008

CON OBAMA EMPIEZA EL TERROR

Así es como define el sociólogo Tyron J. Caldwell, más conocido como "El Negro que no votó a Obama". En una exclusiva entrevista a nuestro medio desde su exilio autoimpuesto en el Uruguay, Tyron nos habla sobre las expectativas que tiene para Estados Unidos, para el mundo y para la comunidad afroamericana.

¿Caldwell es tu apellido de nacimiento?

Así es, y a su vez Caldwell es el apellido de los benefactores que le dieron empleo a mis ancestros cuando llegaron a América, y en reconocimiento a ellos mantengo ese apellido. No tengo nada de qué avergonzarme.

Pero esos benefactores, ¿No eran esclavistas?

Todo depende desde el punto de vista del que se lo mire. Un obrero hoy en día no es mucho más digno que un esclavo en el siglo XVIII o XIX, es sólo una evolución de los medios de producción que reformulan las categorías sociales. En esos tiempos hablamos de esclavistas, hoy hablamos de burgueses, pero ambos son por igual propietarios de los medios de producción.

¿Cómo ves el hecho de que Obama mantenga con orgullo un apellido africano?

Y un segundo nombre árabe! -agrega Tyron- Obama pertenece a otra corriente migratoria diferente a la mía. Nosotros los Caldwell tenemos una tradición en América que viene de los tiempos de los padres fundadores. Obama, en cambio, es un piojo resucitado que de un día para el otro pudo ir a la universidad. No creo que tenga el refinamiento ni la capacidad que puede tener una familia más tradicional para manejar el poder. Sin mencionar que el nombre Obama nos recuerda a terroristas, y el nombre Hussein pertenece a un dictador de Medio Oriente.

¿Cuál es tu visión sobre la lucha por la emancipación y la Acción Afirmativa de la comunidad afroamericana?

Acá voy a hacer una corrección. Afroamericanos es una imprecisión, ya que áfrica no sólo es poblada por gente étnicamente negra. Para el caso, un egipcio podría ser llamado Afroamericano. Nosotros somos negros.

Siempre fuí opositor a la Acción Afirmativa. No porque sea racista, soy un hombre de ideas progresistas. Pero como dice Hannah Arendt, la integración y la supuesta equiparación entre los derechos de los negros y los blancos genera situaciones de desigualdad. Un niño negro que va a la escuela y se sienta con un niño blanco, enseguida descubre que no son iguales y se vuelve resentido. Esto genera violencia social. No podemos darle a la población negra una carta de derechos que no está capacitada para ejercer, de lo contrario vemos escenas de libertinaje -o como prefiero decir, libertad mal aprovechada-. Esto lo vemos en las calles, en las expresiones culturales de la comunidad negra, y finalmente en sus referentes políticos.

Que quede claro que no considero que sea un tema racial, sino que una comunidad que no tiene la suficiente educación, no puede pretender equipararse en derechos a comunidades más educadas como la oriental o la blanca.

¿Y cuáles serían para vos los referentes adecuados para la comunidad "negra"?

Pelé. Pelé demuestra que podemos ser más. Demuestra que se puede ser negro de piel, pero tener las ideas bien claras. Otra es Condolleezza Rice. Es un claro mensaje al mundo: No todos los negros escuchamos Hip-Hop y nos andamos tiroteando por la calle. Algunos aspiramos a algo mejor.

¿Cómo ve entonces las perspectivas para América con Obama a la presidencia, y de Latino América?

Esas son dos preguntas y son bastante complejas.

Yo creo que la sociedad americana ha dado un mal paso. Obama proviene, si no me equivoco, de una familia kenyata. ¿Qué puede brindar la cultura Kenyata a la cultura americana? Los kenyatas viven de golpe en golpe, se rigen por la ignorancia y el tribalismo. América necesita instituciones, república, democracia. América es el faro para el mundo libre, y no puede permitirse una licencia de este tipo. Es contraevolutivo, las más avanzadas democracias y repúblicas europeas están profundizando sus sistemas de segregación e intolerancia contra las minorías étnicas, mientras acá estamos premiándolas. Y vuelvo a decirlo, no quiero que se me confunda con un racista, lo que digo es que en general las minorías étnicas viven en reductos o ghettos en los cuales se profundizan las peores prácticas y la cultura se degrada. Nada tiene que ver con el color de piel sino que es un problema de educación.

Respecto a América Latina, bueno, yo considero que América Latina es un enorme ghetto. Desde ya, no es un tema racial, es un tema educativo. La cultura latinoamericana es decadente, desde sus inicios hasta la actualidad. Esa idea del caudillo, del animismo, muy relacionada a la cultura tribal africana. No es casualidad que sean África y América del Sur los continentes en los que menor cultura democrática se registra. ¿Cuánto dura un gobierno democrático en uno de estos dos continentes? Nada. Y esto es porque no tienen el nivel evolutivo (en términos culturales, desde ya) para poder regirse por instituciones democráticas.

Consecuencias de esto se siguen viendo en la actualidad, con la nueva corriente de presidentes populistas que gobiernan estos países. Chávez, Lula, Evo Morales y los Kirchner. La misma tradición de caudillos en el siglo XXI.

En ese sentido, América dió un mal paso porque en lugar de ser el faro de Democracia que iluminaba a la región, se rebajó a su nivel y se hizo parte de esa cultura de ghettificación. En mi opinión, todo consecuencia de la Acción Afirmativa y la emancipación negra. Con Obama empieza el terror.

¿Por eso su exilio en el Uruguay?

Uruguay siempre fue la Suiza del Sur. Digamos que me exhilié en Suiza. Me habría exhiliado en la Suiza Europea pero con el tema de los inmigrantes se puso muy jodida la cosa allá. Y más si son negros como yo.

Lo único que nos queda es esperar a que en EEUU ocurra el milagro, como ya ocurrió antes. Por lo pronto estoy colaborando con una red de intelectuales progresistas de las Américas, Comisión en Afirmación de la Democrácia de las Américas (ADAC), con la Dra. Carrió de Argentina, el Sr. Uribe Vélez de Colombia, el Sr. Varga Llosa de Perú y un grupo de notables de la región. Gente de ideas muy parecidas a las mías. Hay que reconstruir la democracia en la región, cueste lo que cueste.

Una última pregunta, ¿Qué deporte le gusta?

El hockey sobre hielo. Antes me gustaba el basket-ball pero ahora se volvió un espectáculo burdo y comercial.

2 comentarios:

Marcelo dijo...

¡ Que negro pelotudo! Ojo, que no lo digo por racismo.

Rob Rufino dijo...

oia... era americano? pensé que se trataba de un reportaje a uno de esos tacheros que escuchan al negro oro...

abrazo.

Gestas Históricas

BASURA VIEJA

PROPAGANDA LIBERTARIA EN LA BLOGÓSFERA