martes, 4 de noviembre de 2008

PRIMAVERA POPULISTA

Esta mañana en la publicación golpista La Nación pudimos leer lo siguiente:

"No hay ninguna duda: buena parte del mundo respirará más tranquilo a partir de la salida de George W. Bush de la presidencia de los Estados Unidos que comienza a decidirse hoy.

Pero no está claro si al matrimonio Kirchner le ocurrirá lo mismo. Desde 2003, la doctrina norteamericana de no meter sus narices en América latina más allá de Cuba y Colombia le permitió a al Gobierno juguetear con una errática política exterior que ni la acercó a los países desarrollados ni consolidó sus alianzas regionales más allá de las fotos en cumbres regionales o de la venta de bonos al extravagante Hugo Chávez
."

Haciendo caso omiso al palito que le pega a nuestras relaciones con Venezuela, vamos a concederle algo a Martín Kanenguiser (este ignoto periodista): El gobierno de Bush a partir del 2001 fue una primavera para América Latina. Una primavera populista.

El aparato político/mediático/militar estadounidense estuvo durante 7 años casi exclusivamente orientado a cubrir los diversos atolladeros militares que la administración Bush se buscó en Medio Oriente, buscando una salida petrolera a la recesión norteamericana. Salvando la excepción de la intentona contra Chávez en el 2002 y contra Evo en el 2008, la cosas estuvieron bastante tranquilas y hasta nos pudimos permitir ciertas osadías que eran impensadas.

Y esto no es exclusivo de la administración Bush sino que es algo que tienen los republicanos. Los republicanos representan a sectores económicos con intereses afincados en medio oriente, a diferencia de los demócratas que representan a empresas que ponen sus fichas en América Latina. No es casualidad que CNN (el TN demócrata) se puede ver en América Latina y Fox News (el C5N republicano) acá no se ve ni por asomo.

El encumbramiento de otro gobierno demócrata (por más que nos caiga bien el candidato) no son buenas noticias para el histórico patio de atrás, recordemos que los anteriores gobiernos demócratas fueron: Clinton 93/01 y Carter 77/81. Estos no fueron los mejores años para nuestro país.

Además, un presidente demócrata con imagen progre le daría una legitimidad renovada a EEUU para operar a nivel mundial, y la vocación más "consensuda" de los demócratas le garantizará un mejor trato con la Unión Europea dándole menos margen a los países de tercera posición como nosotros.

Aún así, y en contra de todas estas razones, los Anarko Peronistas no podemos apoyar a McCain y estamos naturalmente orientados a apoyar a Obama. No por nosotros, ni por América Latina ni mucho menos por Estados Unidos. Va por los muchachos:

Me imagino que acá todos saben a quién votarían estos kompañeros si fueran argentinos... Y sí, como el Diego y Bilardo en la selección. No me terminan de convencer, pero para estar en contra hay que ser muy ortiba.

5 comentarios:

Todos Unidos Triunfaremos dijo...

La Nazión quiere "agenda para Latinoamérica" y ya sabemos lo q eso implica.
Yo apoyo a Oh-Bama por el solo hecho de que seguro los va a sacar de este quilombo en el q están metidos y toda yanquilandia se va a tener que meter su racismo en donde no le da el sol.

Lisandro dijo...

Cumpa, coincido en todo lo que usted dice punto por punto y lo vengo repitiendo con mis conocidos y/o amigos que están todos fascinados con Obama, pero a diferencia de usted, y más allá de los muchachos, yo quiero que gane Mc Cain, que es lo mejor (en el marco de lo usted menciona) para nosotros. Y los muchachos, bueno, lo lamento pero yo banco a mis muchachos porque además sospecho que si esos muchachos están bien, los nuestros no lo van a estar tanto....

Lisandro dijo...

Coincido punto por punto cumpa y he discutido esto con amigos y conocidos porque precisamente por eso...apoyo a Mc Cain, lo lamento por esos muchachos, pero si esos están bien, los nuestros no tanto...

ManuK dijo...

Compañera Chechu: No sé si Obama sacará a los yankees de este atolladero en el que se encuentran (me imagino que este atolladero excede a cualquier candidato actual), aunque no veo la manera en la que una mejora de ellos no sea un perjuicio para nosotros. Y su racismo nos resulta irrelevantes, porque aunque tengan un presi negro, nosotros siempre vamos a ser El patio de atrás.

Compañero Lisandro: Y bueno, qué quiere que le diga... Es un poco de optimismo ante el inminente triunfo de La Gran Esperanza Negra. Como peronchos, nos simpatizan todas las causas negras. Y en cuanto a quién gane las elecciones yankees, yo creo que tendríamos que preocuparnos más por nuestros problemas internos. No hay un presidente yankee que pueda hacer que nuestros muchachos la pasen mejor, y tampoco tiene por qué hacerlo. Es verdad que EEUU es en efecto un problema interno nuestro, de lo contrario estaríamos negando el imperialismo, pero es casi irrelevante cuál de los dos gane. En otras palabras, los dos nos van a querer coger...

Gabriel R dijo...

El sistema bipartidista yanqui va a caer el dia que vivamos en un mundo mejor.

Da igual quien elija la gente. Lo importante es lo que elijen las corporaciones para que la gente elija

Gestas Históricas

BASURA VIEJA

PROPAGANDA LIBERTARIA EN LA BLOGÓSFERA